2
bmg_BYWBannerESP

No hay noticias de la policía sobre el caso de violación

Publicado el lunes,11 de Diciembre del 2017.8:00a.m.CST

Por el personal de BBN: Casi un mes después de que dos mujeres afirmaron haber sido violadas por tres oficiales en la estación de policía Independence en Stann Creek, la policía se mantuvo en silencio sobre el caso, ofreciendo muy poca información sobre el caso e ignorando preguntas sobre el estado de la investigación, mientras que los oficiales acusados ​​permanecen en servicio activo.

El comisionado de policía, Allen Whylie, aseguró a los medios esta semana que hay una investigación en curso y dijo que cuando el investigador esté satisfecho, el archivo se enviará al Director de la Fiscalía Pública (DPP) para que le aconseje sobre cómo actuar. El archivo, sin embargo, ya ha sido enviado al DPP.

Whylie también discrepó con la idea de que el caso se maneja de manera diferente porque involucra a oficiales de policía. El Comisionado señaló la detención de numerosos oficiales en los últimos tiempos como prueba de que no había una “fraternidad” que protegiera a los oficiales acusados.

En particular, la policía se ha negado a responder preguntas sobre una acusación de que las imágenes de vigilancia de esa noche en la estación de policía de Independence que muestran lo sucedido, han desaparecido o han sido eliminadas. Esta pregunta ha sido planteada a la policía varias veces en las últimas dos semanas y la policía la ha ignorado o se ha negado explícitamente a responder la pregunta sin motivo.

Las mujeres afirman que las sacaron de un autobús en el que viajaban y las llevaron a la estación de policía porque los agentes les pidieron que proporcionaran documentación, pero la mujer salvadoreña no pudo proporcionarla inmediatamente. Una mujer afirma haber sido violada por dos oficiales dentro de la estación, mientras que la otra afirma que fue llevada afuera y violada cerca de un paso.

Varias organizaciones habían condenado al departamento de policía por el manejo de este caso, pero las llamadas de condenación parecían haber remitido y el caso parece ir a ninguna parte.

Comments

comments

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *